Cómo cuidar tus pies en el Camino de Santiago

25 julio, 2017 at 9:00

pies camino santiago perspirex

Si estás pensando en hacer el Camino de Santiago, hay algo que no puedes olvidar: debes cuidar muy bien de tus pies. Al final son ellos los que van a llevarte hasta las puertas de la Catedral de Santiago de Compostela y también son ellos los que van a sufrir más en este viaje. Caminar durante decenas (e incluso cientos) de kilómetros va a ser duro para tus pies, por eso es necesario tener en cuenta algunos consejos que te ayudarán a mantenerlos sanos y listos para seguir la aventura.

 

Las ampollas son muy molestas. Procura evitarlas

Una de los mayores temores del peregrino son las ampollas en los pies. Son de lo más habituales pero si consigues mantener tus pies bien hidratados, acabarás el Camino sin sufrirlas. Para ello, lo ideal es dedicarles un rato antes de comenzar la etapa aplicándoles un poco de crema en el talón, en la planta y entre los dedos. Un pequeño masaje tampoco les irá nada mal. Después, con los pies ya limpios, nos pondremos unos calcetines de algodón sin costuras (y unos de lana si llevamos botas) y estaremos preparados para iniciar un nuevo recorrido.

Recuerda que hidratar bien nuestros pies nos ayudará a evitar esas incómodas durezas que suelen aparecer cuando nos pasamos demasiado tiempo andando.

 

La higiene es muy importante

Aunque a veces los olvidemos un poco, nuestros pies pueden llegar a ser más delicados de lo que solemos pensar. Así que lo mejor es prestarles atención también después de cada etapa. Deberemos lavarlos cuidadosamente y secarlos a la perfección siempre, sin excusas. También puedes usar sales relajantes que te dejan los pies como nuevos. Y por supuesto, puedes utilizar antitranspirantes eficaces como Perspirex para los pies. La versión loción de nuestro producto puede ayudarte a mantenerlos secos durante mucho más tiempo.

 

Algunos consejos extra

Por otro lado, no es aconsejable empezar la caminata después de darse una ducha. Si además lo has hecho con agua caliente y durante mucho tiempo, la piel de tus pies se arruga y se vuelve más propensa a las ampollas.

Sin embargo, puedes refrescarlos en fuentes o arroyos durante pequeños periodos de tiempo cada vez que lo necesites. Eso sí, no vuelvas a ponerte en marcha sin que se hayan secado (preferiblemente al aire).

 

Cómo evitar los sudores nocturnos en verano

14 julio, 2017 at 9:00

sudores nocturnos perspirex

Como ya hemos contado en alguna ocasión, producir sudor es una de las funciones básicas del cuerpo humano para controlar su temperatura. Sin embargo, no todos sudamos de la misma manera ni en los mismos momentos. Algunas personas tienden a sudar cuando practican deporte, otros lo hacen de manera espontánea y algunos tienen sudores nocturnos.

Despertarse empapado en sudor es una sensación muy común para algunas personas y también muy poco agradable. Las pesadillas, el nerviosismo o una mala digestión pueden ser los causantes de forma puntual. Hace algún tiempo ya te hablamos de qué podría estar detrás de los sudores nocturnos. La menopausia, la perimenopausia, desórdenes hormonales, algunas infecciones, determinados medicamentos e incluso enfermedades como el cáncer pueden provocar un exceso de sudor.

Pero también puede ocurrir que los sudores nocturnos tengan un origen muy claro: el verano. Los meses de julio y agosto, con una temperatura mínima más elevada de lo habitual, pueden causar problemas de sudoración en algunas personas. El cuerpo humano necesita unas condiciones más o menos agradables para poder descansar con tranquilidad y de no cumplirse, las consecuencias pueden ser importantes.  A continuación veremos algunos consejos para evitar los sudores nocturnos en verano.

Cuida la temperatura y la humedad ambiental en el momento del sueño

Como seguro que ya sabías, mantener tu habitación ventilada con una buena temperatura antes del sueño y durante el mismo es importantísimo para evitar pasar demasiado calor mientras duermes. Dejar abiertas (o casi) ventanas y puertas buscando las corrientes de aire puede ser una buena manera de hacerlo. Si tienes aire acondicionado o ventilador en tu habitación, activarlo con temporizador también puede ser una buena forma de mantener el ambiente fresco.

Usa la ropa de cama adecuada

Si duermes con alguien y nunca os ponéis de acuerdo sobre la temperatura ideal para irse a dormir, lo ideal es que busquéis soluciones intermedias. Una muy sencilla, por ejemplo, sería utilizar varias capas de sábanas y edredones más finos de lo habitual que os ayudarán a encontrar la temperatura ideal.

Evita la comida picante

Como decíamos antes, una mala digestión puede hacerte pasar una mala noche en cualquier época del año, pero si además de eso le añades el calor estival, la combinación puede ser explosiva. La comida picante, a pesar de no dar señales durante la ingesta, puede elevar tu temperatura corporal en el proceso digestivo. Así que tu cuerpo reaccionará sudando para controlarla y rebajarla.

El alcohol también puede hacer que sudes más

Aunque algunos piensan que tomar, por ejemplo, una copa de vino antes de irse a dormir puede ayudar a conciliar el sueño, algunos estudios apuntan a que dormir bajo los efectos del alcohol producen un sueño menos reparador y que, además, puede acabar provocando sudores nocturnos no muy agradables.

Prueba con remedios naturales

El té de salvia y el de agripalma, por ejemplo, pueden ser muy beneficiosos para evitar los sudores nocturnos de esta época del año. El té de salvia se utiliza como relajante, ayudando a controlar el estrés. El de agripalma, una hierba similar a la menta, puede ser muy beneficiosa para hacerte olvidar los nervios y mejorar tu sistema circulatorio.

Usa antitranspirantes eficaces como Perspirex

Por último, pero no menos importante, puedes probar a utilizar alguna de las soluciones contra el sudor excesivo de Perspirex que te ayudarán a disminuir tu nivel de sudoración hasta en un 40%.

 

5 canciones del verano con las que vas a sudar la gota gorda bailando

12 julio, 2017 at 10:18

canciones del verano perspirex

El verano es la época perfecta para salir de casa, reunirte con tus amigos y marcarte unos bailes en cualquier terraza de tu ciudad. El buen tiempo y las vacaciones convierten a esta época en una de las más felices del año y, claro, eso tiene que notarse. Por eso hoy queremos repasar contigo 5 canciones del verano (de este o de cualquier otro) con los que vas a sudar la gota gorda bailando. ¿Empezamos?

 

Despacito

Este es, sin dudarlo, el gran hit del verano (y hasta del año). Nunca antes habíamos visto algo parecido. De hecho, su videoclip es uno de los que tienen más visitas en Youtube, superando los 2.000 millones de reproducciones en menos de seis meses. ¿Alguien puede resistirse a moverse cuando suenan las primeras notas de esta canción?

 

Yo quiero bailar

Sonia y Selena fueron las estrellas del verano de 2001. Recién estrenado el nuevo milenio, estas dos chicas hicieron que toda España bailaran al ritmo de su música. Incluso hoy, después de unos cuantos años, cuando la oímos en algún bar de playa no podemos dejar de mover las caderas.

 

Mambo N5

Lou Bega se hizo famoso en 1999 con una de las canciones más pegadizas de la historia. A ritmo de mambo, como indicaba el título de la canción, este cantante alemán reeditó una canción de mitad del siglo pasado para convertirla en todo un éxito que llegó a ser número 1 en España, Reino Unido, Italia, Finlandia, Australia, etc. ¿Lo recordamos?

 

Bailando

Enrique Iglesias es uno de los fijos cada verano. De hecho, muchos piensan que no ha llegado la estación más calurosa del año hasta que no escuchamos su nueva canción. Y Bailando fue, sin dudas, uno de los mayores éxitos de su carrera. ¿No te trae recuerdos de tu verano de 2014? A nosotros sí.

 

María

Y si íbamos a hacer una lista con las mejores canciones del verano para bailar, no podía faltarnos Ricky Martin. El cantante puertorriqueño dejó asombrado al mundo entero con el lanzamiento de María en 1995. Y más de dos décadas después, pocos se pueden resistirse a mover los pies con esta canción. ¿Hacemos la prueba?

 

Sudar es algo bastante común cuando bailamos mucho, pero recuerda que si es algo que te preocupa, solo tienes que usar un antitranspirante eficaz como Perspirex. Así te olvidarás del exceso de sudor y podrás vivir el verano con toda tranquilidad. ¡Felices bailes!

 

Cómo sudar menos en verano

6 julio, 2017 at 9:00

como sudar menos en verano blog de perspirex

Aunque el verano debería ser una de las épocas más divertidas del año para todos, para algunos es uno de los momentos más tensos. Cuando sudas demasiado, las altas temperaturas no son precisamente tus mejores amigas. Por eso hoy queremos enseñarte algunos trucos para que por fin puedas mirar al verano a los ojos y decirle ‘Este año sí que voy a divertirme’. ¡Empezamos!

Hidrátate bien para sudar menos

Puede parecer bastante básico, pero es algo que olvidamos a menudo. Una buena hidratación hará que tu temperatura corporal esté equilibrada y que tu organismo no tenga la necesidad de sudar. Recuerda hacerlo incluso cuando no tengas sed. Tomar mucha agua es perfecto en este tiempo del año.

Cuida tu alimentación

El verano es uno de los mejores momentos para evitar las comidas copiosas, picantes, pesadas… E incluir en nuestra dieta diaria una buena dosis de frutas y verduras muy frescas. De este modo nuestras digestiones no serán pesadas, nuestro cuerpo se sentirá mucho más ligero y estable y sudar no será una opción.

Ponte ropa amplia y ligera

Con las altas temperaturas, llevar ropa ligera y amplia es una gran manera de evitar sudores innecesarios. Olvidarse de la ropa ajustada y optar por prendas con más vuelo hacen que el aire circule mejor alrededor de nuestro cuerpo. Además, al contrario que los tejidos sintéticos, el algodón, el lino o las fibras naturales favorecen que la ropa no se adhieran a la piel. Así te sentirás más libre y sudarás menos.

Sé positivo, siempre positivo

Una buena actitud frente al calor y el sudor también nos ayudará a no enfocarnos en nuestro problema. Si piensas que vas a sudar mucho, lo más probable es que acabes haciéndolo todavía más. Estarás tenso, nervioso y eso no hará que la situación mejore. En cambio, si piensas que el sudor acabará secándose, que a todo el mundo le ocurre en mayor o menor medida y que, en cualquier caso, no es el fin del mundo, todo irá bien.

Utiliza antitranspirantes eficaces como Perspirex

Por último, también puedes probar antitranspirantes eficaces como Perspirex, que funcionan a nivel local y que son capaces de inhibir la actividad de las glándulas sudoríparas manteniéndote seco hasta durante 5 días. A muchas personas les funciona muy bien, así que te animamos a que lo pruebes por ti mismo y nos cuentes qué tal la experiencia de sudar menos.

Esperamos que estos consejos te ayuden a pasar un verano más relajado. ¡Que te diviertas!