Cómo quitar las manchas de desodorante y antitranspirante

February 13, 2012

desodorante para axilas

Los desodorantes y antitranspirantes son los remedios más populares contra el sudor, pero pueden tener un desagradable “efecto secundario”: manchas en la ropa, sobre todo en torno a las axilas, que se resisten a los lavados convencionales.

Para resolver este problema, primero debemos diferenciar entre ropa blanca y de color. En el primer caso, se aconseja empapar un algodón en vinagre, frotarlo por la zona de la mancha y dejar reposar unos minutos antes de meter en la lavadora. Otros remedios caseros para prendas blancas son el agua oxigenada (rebajada con agua normal), el limón y el bicarbonato de sodio. También hemos encontrado algunos sitios que recomiendan el uso de sosa cáustica, pero no nos atrevemos a aconsejarlo ya que se trata de una sustancia muy agresiva que puede llegar incluso a destruir las telas.

Las manchas en prendas de color son más delicadas, ya que las sustancias antes mencionadas pueden provocar que la ropa destiña. En este caso podemos probar los siguientes trucos:

– Humedecer la zona manchada e impregnarla de jabón de ducha. Dejar actuar unos minutos y frotar con un cepillo para la ropa. Repetir en caso necesario.

– Poner en remojo la prenda, echar sal en la mancha y dejar actuar durante unas horas. Lavar de la manera habitual.

– Con la ropa húmeda, aplicar lavavajillas sobre la zona afectada y dejar actuar unos minutos para frotar después con agua tibia. El lavavajillas ayuda a eliminar todos los restos grasos que el desodorante deja en las telas.

– Poner a calentar una olla a fuego lento con agua y un trozo de jabón de barra neutro. Una vez el agua esté caliente y el jabón se haya diluido, colocar la prenda a remojo durante unos 40 minutos. Pasado este tiempo, frotar la mancha y lavar la prenda de la manera habitual.

Por supuesto, la mejor manera de enfrentarse a este problema es prevenir. Para asegurarnos de no dejar manchas de producto en la ropa, lo más adecuado es usar un antitranspirante como Perspirex, que se aplica por las noches, y lavar la axila por la mañana, antes de vestirnos. De esta manera no sólo evitamos manchar nuestra ropa sino que el producto es más efectivo. En cuanto al desodorante, lo mejor es aplicar una pequeña cantidad  de producto y dejarlo secar antes de vestirnos.

Y tú, ¿te has enfrentado a este problema alguna vez? ¿Qué trucos te han funcionado? ¡Anímate a compartir tu solución en los comentarios!